martes, febrero 07, 2023
Marcas

Tips para principiantes del tequila

Tequila Patron

Cada botella de Tequila Patron pasa únicamente por 62 manos hasta llegar al consumidor final.

Una buena estrategia para las personas que no son expertas en el tequila es comenzar probando uno blanco, para esta experiencia la marca recomienda Patrón Silver.

Aunque es un tequila que no ha sido reposado en madera se puede apreciar el sabor original. Vale la pena resaltar que tiene notas fuertes ya que se percibe el destilado en todo su esplendor.

Si le parece muy fuerte esta opción puede pasar a un reposado como un tequila Patrón Reposado, que se caracteriza por su tiempo de añejo que va de tres a seis meses en las barricas de roble blanco.

Y si aún no llega a ser de total agrado pásese al Patrón Añejo, el cual tiene tiempo de maduración entre 12 y 14 meses en madera y eso ayuda a bajar el sabor a alcohol y se podrá distinguir otros sabores como chocolate, banana, almíbar, miel, entre otros.

Tequila Patron asegura que su producto pasa por 62 manos hasta llegar al consumidor final, convirtiendo la elaboración en un proceso artesanal. La marca cuida cada detalle de su proceso tanto así que cada una es lavada con Patron Silver antes de cada embotellado.

Destilado con métodos artesanales

Los orígenes de la reconocida marca de tequila comienzan en 1989 en Altos de Jalisco, México de la mano del experto Francisco Alcaraz, en la Hacienda Patrón, donde actualmente se sigue produciendo.

Desde sus inicios la marca ha querido perfeccionar este destilado con métodos artesanales es por esto que los jimadores — agricultor originario de México—, buscan cosechar el agave azul, empleando una herramienta filosa denominada “coa” para sacar las hojas o pencas y, así, revelar el corazón de la planta: la piña.

Luego de que las piñas se cortan manualmente, se hornean en pequeños hornos de ladrillo por 79 horas a fin de asegurar una cocción pareja. Posteriormente, se aplastan con una rueda de piedra volcánica llamada Tahona, que pesa aproximadamente dos toneladas, y con un molino de cilindros.

La mezcla resultante se fermenta durante tres días, se destila y, en algunos casos, se añeja en barriles hechos a mano. Tres meses como mínimo para Patrón Reposado y más de tres años para Patrón Extra Añejo, el tequila con mayor antigüedad de la marca.

“Desde el inicio Patrón ha buscado mejorar la categoría del destilado con su fórmula mágica que es replicar, perfecciones y respetar la tradición de cada uno de los pasos que se siguen para obtener este licor”, afirma Paola Suarez Brand Manager en Colombia.

Año a año se estima que Patrón envasa alrededor de cuarenta millones de botellas de tequila, las cuales demuestran la gran variedad que hay dentro del portafolio de productos Core que le ofrecen a los consumidores y entre los que se encuentran el Patrón Silver, tequila blanco, Patrón Reposado, que se caracteriza por su tiempo de añejo que va de tres a seis meses en las barricas de roble blanco y Patrón Añejo, que tiene un tiempo de maduración entre 12 y 14 meses.

“Patrón es un tequila diseñado para todos los paladares, y es por esto que hemos creado diferentes bebidas que se pueden tomar puras o mezclar en reconocidos cócteles como lo son el famoso Margarita o mejor aún en las rocas perfecto para cualquier ocasión”, finaliza Paola Suarez, Brand Manager en Colombia.

También le puede interesar:

Café CMO: Una clase magistral sobre mercadeo estratégico