viernes, enero 27, 2023
La industria le cuenta

65 años inspirando sonrisas en los colombianos

CAFAM

La caja de compensación familiar Cafam conecta con los afiliados, teniendo en cuenta su momento de vida, sueños, metas y logros.

A lo largo de sus 65 años de historia en el país, la caja de compensación familiar Cafam se ha caracterizado por generar bienestar a sus afiliados, familias, empresas y a la sociedad en general, a través de su amplio portafolio de servicios. En este cierre de año, conversamos con Mónica Bustos Pérez, jefe del departamento de mercadeo y comunicaciones de Cafam, sobre los beneficios de la actualizada oferta de servicios de la Caja en 2022.

Mónica, quien tiene una visión amplia de la empresa, ha priorizado sus acciones de liderazgo para garantizar que, a través del mercadeo y las comunicaciones, los usuarios de Cafam perciban de manera clara la misión corporativa centrada en “generar bienestar”. Y nos enfatiza que “al plantear, reelaborar o diseñar acciones estratégicas, lo más importante es conectar con las personas, teniendo en cuenta su momento de vida, sueños, metas y logros”.

“Ser tan cercanos a la vida de las personas nos permite, no solo conectarnos con ellas, sino también transformar sus entornos al cubrir sus necesidades con nuestro portafolio. Me refiero al acceso a un servicio de salud, adquirir una vivienda propia, conseguir un empleo o volverse profesional. Así mismo, trabajamos para ofrecer programas que permitan que nuestros afiliados cumplan sus sueños. Por ejemplo, ahora con Cafam, a través de su agencia Expreso Viajes y Turismo, hemos creado un programa que permite a los afiliados que no conocen el mar, cumplir este sueño, de una manera más asequible”, añade Mónica.

“Cafam se ha convertido en un realizador de sueños. Por eso, en ocasión de sus 65 años, nació la campaña Inspirando sonrisas, con un mensaje contundente: nuestros resultados no se miden en cifras; se miden en sonrisas pues, si bien toda campaña publicitaria busca impulsar el consumo, en este caso, también queremos promover el bienestar de las familias, al acceder a todos los beneficios que tenemos para mejorar sus vidas”, concluye Bustos.

Bienestar para todos

Cafam entiende los cambios que se generan hoy entre los miembros de una familia. Por eso, adecuó su portafolio para las nuevas audiencias que ha identificado, compuestas en algunos casos por miembros que no responden a la idea de la familia tradicional en Colombia; son diversas y, además, tienen otros integrantes fundamentales, como las mascotas.

Si bien los afiliados siguen siendo su foco, la Caja ha hecho esfuerzos para diseñar programas que abarquen a esos miembros de las nuevas familias. Ha incluido en sus servicios un amplio portafolio para el bienestar de las mascotas, como la pista Agility en el Club Campestre Cafam, que todas las semanas recibe a un sinnúmero de familias en busca de espacios de integración y esparcimiento, y también la organización de eventos como el Estéreo Pet, primer espacio de entretenimiento pensado para el bienestar de los integrantes de cuatro patas.

En 2019, Colombia tenía en su censo 11200 personas mayores de 100 años; hoy, tres años después, y aun con las circunstancias generadas por la pandemia, esta cifra alcanza los 23000 registros, es decir, en nuestro país, la gente es cada vez más longeva, lo cual es consecuente con cifras de hace 7 años que evidenciaban que tan solo el 9% de la población colombiana era mayor de 60 años y hoy, esta cifra alcanza el 14%. Teniendo en cuenta lo anterior, Cafam viene profundizando la oferta en su programa para personas mayores, que contempla cuatro ejes: salud, recreación, turismo y educación, a través de los cuales desea, en principio, generar comunidad y hacer énfasis en sus conexiones interpersonales, para derribar paradigmas tradicionales sobre el papel de las personas mayores en la sociedad. El programa Cafam incluye oferta en servicios que antes no se pensaban para este segmento: alfabetización digital, cursos de idiomas para viajeros y espacios de integración a través del turismo, entre otros, que generan impactos muy positivos en la salud física y mental de nuestros afiliados y sus familias.

Cafam
Foto de cortesía Cafam

Repensando un portafolio de bienestar

Mónica asegura que “en términos de innovación, replanteamos nuestro portafolio para llegar a todos”. La Generación Z se caracteriza por un interés significativo en la conectividad, lo que incentivó a Cafam a transformar su portafolio, para generar alianzas estratégicas que les permitan a los afiliados obtener servicios de internet de alta calidad con beneficios económicos. La Caja ha entendido que los beneficios para sus usuarios no deben limitarse a su oferta directa de servicios y, por ello, está estableciendo convenios con las empresas más importantes de cada sector.

En cuanto a las tendencias de consumo apoyadas en tecnología, la Caja avanzó en la creación de un portal transaccional que les permite a los usuarios acceder y adquirir todos sus servicios. Hoy es posible matricularse en una escuela deportiva y también hacer trámites de afiliación, entre otros procesos, de manera virtual.

Por último, en términos de bienestar empresarial, Mónica nos cuenta que Cafam ha entendido la importante labor de las cajas de compensación en la generación de tejido social en el país; por eso, ha adelantado acciones enfocadas en la formación y la felicidad de los trabajadores, sobre todo en empresas que por su tamaño no cuentan con los recursos y áreas especializadas para tales fines, con estrategias como las jornadas de bienestar para las pyme y las redes de negocios y fomento.

La oferta Cafam es, sin duda, una propuesta de valor con propósito social que busca alinearse con las expectativas de realización de sus afiliados y familias.

Artículo publicado en la edición #483 de los meses de diciembre-enero de 2022 y 2023.