domingo, junio 16, 2024
Jaime

Conoce a los consumidores camaleónicos de América Latina, un grupo que se ha sentido cómodo con el cambio y su capacidad para mejorar sus circunstancias en la compra.

El truco para los canales y las marcas es aprender los nuevos hábitos de estos hogares. Dado que los hogares destinan la mitad de sus ingresos a los productos de bienes de consumo, hay mucho en juego y se trazan las líneas de compromiso.

A veces, el futuro del comercio minorista parece tan cercano como la próxima decisión que tome un comprador. En América Latina, ese futuro es ahora, pintado con los colores superpuestos del comercio minorista omnicanal, un mercado en el que miles de millones de opciones de compra en toda la región son narrativas de cambio, impulsadas por una combinación de destreza digital, hábitos tradicionales y gasto familiar presionado.

Con las ventas minoristas en el sector de bienes de consumo masivo alcanzando la asombrosa cifra de 203.700 millones de dólares, hay mucho en juego para comprender los cambios que se están produciendo en un panorama que abarca las tiendas físicas, las plataformas de comercio electrónico y el comercio social, cada uno de los cuales debe sincronizarse con el ritmo de las expectativas de los consumidores.

No nos equivoquemos, puede que no estemos viendo mucha multiplicación de canales, pero los consumidores están haciendo demandas claras a las marcas y a los minoristas. La adaptabilidad es su moneda de cambio, pero los canales centrales de sus vidas están cada vez más bloqueados.

Caprichosos y astutos, navegando por el terreno minorista con aplomo, los compradores camaleónicos de América Latina orquestan miles de millones de transacciones cada año. A medida que se adaptan a los tiempos, la forma de cada transacción es cada vez más importante, transformando tácticas para extraer el máximo valor de sus carteras afectadas por la inflación.

Se han convertido en expertos en encontrar las mejores ofertas y están dispuestos a recorrer una amplia gama de retailers para estirar aún más su presupuesto. Se adaptan y se enfrentan a situaciones difíciles, como problemas en la cadena de suministro o cambios en el clima que pueden aumentar los precios de los alimentos.

Estos compradores camaleónicos son inteligentes y resistentes. Cuando los precios suben, recurren a lugares donde pueden ahorrar dinero, y cuando ciertos artículos son difíciles de encontrar, exploran otras tiendas que podrían tener lo que necesitan. Su lealtad no es solo a una tienda o marca, sino a atender inteligentemente las necesidades de su hogar.

Cada vez más, se están asentando en un conjunto básico de canales que, juntos, satisfacen sus necesidades.

En conclusión, el retail sigue evolucionando y las tiendas de descuento y los mayoristas están captando la atención y la lealtad de los consumidores latinoamericanos, con grandes aumentos en el número de compradores y la frecuencia de visitas. Esto refleja un cambio hacia compras conscientes de los precios y una preferencia por formatos amplios de tienda que ofrecen una diversa gama de productos a precios competitivos. Al mismo tiempo, las tiendas de descuento están promocionando agresivamente sus productos de marca propia, una estrategia que ejerce una presión considerable sobre los productos de marca que se esfuerzan por asegurar un espacio en los estantes.

Los distintos patrones de crecimiento de estos canales cada vez más populares también revelan diversas motivaciones de los consumidores: los mayoristas atraen a los consumidores para viajes de compras más grandes con menos frecuencia y las tiendas de descuento atraen visitas regulares con su enfoque en precios competitivos y expediciones de compras específicas. La implicación para aquellos que operan otros canales es la necesidad de reasignar las ofertas a las demandas de los compradores que se satisfacen cada vez más en otros lugares.

En un mundo en el que la omnicanalidad se está convirtiendo en la norma, la capacidad de influir en el viaje del comprador, garantizando que el producto adecuado se encuentre con el omnishopper en el momento y lugar adecuados, es primordial.

También le puede interesar: Nuevo comienzo para Espumas Santafé

Vicepresidente de mercadeo y comercial de Juan Valdez
Sofia Durán
Sandra Patricia
4
julio
Evento

Consumer Immersion 2024

Es evento virtual ideal para conocer las tendencias del consumo en Colombia