Dislicores abre su Megastore en Bogotá

Dislicores abre su Megastore en Bogotá

Con el objetivo de ofrecerles a los usuarios experiencias, Dislicores, una de las tiendas de vinos y licores más grandes de Colombia, abre su Megastore en Bogotá.

En tiempos en los que la automatización de muchos oficios y hábitos parece inminente, la experiencia es primordial a la hora de generar impacto en las personas. De hecho, se ha convertido en el complemento perfecto de las tiendas online.

Comportamientos en digital

De acuerdo con el complemento del Cuarto Estudio de Transacciones Digitales en Colombia 2016 – 2017, durante 2017, en Colombia se realizaron más de 87 millones de transacciones, presentando un incremento del 36% en comparación con 2016; cifra que se traduce en $51,2 billones de pesos, un 24% más que en 2016.

El comercio electrónico va ganando adeptos y le facilita la vida a quienes necesitan hacer compras rápidas y prácticas. Pero estas mismas dinámicas del mercado han hecho que las tiendas físicas estén obligadas a reinventarse.

Publicidad

Así que con una dinámica en la que las personas buscan ahorrar tiempo y desplazarse lo menos posible, el tiempo que invierten en una tienda física se convierte en un reto de las marcas por hacerlo más experiencial y gustoso. Entonces, en Colombia se han venido viendo las denominadas tiendas experienciales, lugares pensados para aquellas personas que prefieren conocer de primera mano los productos antes de comprarlos, recibir una guía, tener una asesoría, etcétera.

Dislicores

Ante ese contexto, Dislicores abre una megatienda, que cuenta con alrededor de 550 M2, en la que las personas podrán encontrar más de 1.000 etiquetas de vinos, islas de experiencias a cargo de las casas de licores más prestigiosas e importantes del mundo e historias contadas a partir de las sensaciones.

Nuestro plan de expansión es grande. La proyección para los próximos cinco años incluye pasar de 17 a 50 tiendas, entre Megastores y Stores”, explica Mateo Lourido, director corporativo comercial de Dislicores.

Los líderes de la compañía, que cuenta con más de 60 años en el mercado, consideran que han comprendido que lo que las personas quieren y valoran son las experiencias.

“Hemos entendido que la gente se moviliza más hacia una Megatienda que a una pequeña porque quiere experimentar, porque sabe que va a encontrar un valor agregado. Los colombianos somos curiosos en cuanto a los productos que consumimos, su elaboración, cuál es la mejor forma de tomarlos”, agrega Lourido.

En la megatienda, ubicada al norte de la ciudad en la Calle 109 #15-40, además de vinos hay una oferta de licores tradicionales que van desde la cerveza, aguardiente, hasta diferentes presentaciones de ron, tequila, vodka y whisky.

También le puede interesar: Canasta navideña: ¿cómo consumen los colombianos en Navidad?

Comentarios