Estos son los atletas más comerciales de 2016 según Nielsen

Estos fueron los atletas más comerciales de 2016 según el  N-Score Talent Tracker, un estudio que cuantifica la comerciabilidad de una celebridad teniendo en cuenta su visibilidad y su simpatía publicado por Nielsen.

Campeonatos, historias de Cenicienta, escándalos, lesiones. Todo lo anterior juega un papel determinante en la fortuna personal que un atleta puede llegar a acumular cuando incluso los patrocinios generalmente superan el pago por jugar.

Publicidad

Desde tiempos inmemoriales, los deportistas talentosos han sido emblemas de la publicidad puesto que el aspecto físico y sus logros se convierten en factores que llaman la atención, por lo que las marcas han encontrado en estos personajes la posibilidad de acercarse a los consumidores de una manera más efectiva. La “comercialización” de un atleta a menudo aumenta o disminuye según la marea de la opinión pública, incluso más que por su desempeño “en el campo”.

Es por eso que Nielsen dio a conocer el El N-Score Talent Tracker, un estudio que cuantifica la comerciabilidad de una celebridad teniendo en cuenta su visibilidad y su simpatía, además de otros 10 atributos como: “influyente”, “A la moda” y “Experto en Redes Sociales.” El puntaje ponderado está en una escala del 1-100.

Adicionalmente, N-Score tiene la capacidad de calcular la afinidad de la personalidad de los fans con miles de marcas, comportamientos y programas.

Los primeros cinco atletas más comerciales en los Estados Unidos en 2016 según el puntaje de visibilidad y simpatía de N-Score fueron: Peyton Manning, Michael Phelps, Simone Biles, Serena Williams y LeBron James.

Manning es dinero

Payton Manning es uno de los jugadores de fútbol americano preferido por las marcas debido a sus logros.

Peyton Manning podría estar en su bata de baño sentado en un sofá viendo NFL en DirectTV, pero aún seguiría ganando un sueldo. Él encabeza la lista de los atletas más comerciales de 2016 después de la victoria en el Super Bowl 50 y de su retiro anunciado en febrero del 2016. Con un N-Score de 88, se sitúa en el top 2% entre las celebridades en la base de datos de N-Score. Y no se detiene ahí. Manning se convirtió en el nuevo vocero de OtterBox a varios meses de su jubilación y continúa su relación con marcas como Nike, Buick, DirecTV, Gatorade, Nationwide y Papa John’s Pizza.

La Cara  Phelps

Michael Phelps es considerado como uno de los atletas más famosos, no solo por sus alcances en materia deportiva, sino porque se ha convertido en un ícono comercial.

Los juegos de verano 2016 de Rio elevaron a varios atletas estadounidenses a un nuevo nivel de comercialización. Para el atleta olímpico más premiado de la historia, Michael Phelps, era la oportunidad ideal para reconstruir su imagen empañada por un episodio por fuera de la piscina. Phelps regresó como un padre y un líder maduro mientras llevaba la bandera del equipo estadounidense. Él fue el segundo atleta más comercial del 2016 y comparte un N-Score de 88 con Peyton Manning.

Los patrocinios han ido y vuelto para Phelps a través de su carrera. Actualmente, el video de Phelps “Rule Yourself” es el clip más popular de la marca Under Armour en YouTube con más de 11.5 millones de vistas. Phelps también está causando sensación en la televisión protagonizando un comercial de Intel en el que se destacaba la expresión de la “cara Phelps” y que rápidamente se volvió un meme de internet durante Rio 2016.

El amor de los estadounidenses: Simone Biles

Por ser una de las atletas más premiadas de Estados Unidos, Simone Biles, ha sido imagen de distintas marcas.

La historia de Cenicienta de la jugadora Olímpica Simone Biles junto con su dominio de la gimnasia se combinaron para hacer de ella la atleta femenina más comercial del 2016. Su N-Score es 87; sin embargo, no la conocen tanto como a Manning o a Phelps. Aun así, Biles brilla con un puntaje de simpatía de 83, poniéndola en el top 1% de simpatía entre celebridades. Ella era relativamente desconocida antes de Rio 2016, no obstante, se fue con cinco medallas y una avalancha de oportunidades para comerciales. Biles, de 19 años, decidió renunciar a la NCAA para poder aceptar acuerdos con compañías como Nike, Kellogg’s, Hershey’s y Procter & Gamble.

La fuerza de Serena

Serena Williams es una leyenda del tenis mundial, por eso distintas marcas deportivas han estado detrás de ella.

Incluso con un desempeño decepcionante en los Olímpicos y una segunda mitad de 2016 plagada de lesiones, Serena Williams desbancó a María Sharapova como la atleta femenina mejor paga del mundo. Williams actualmente se posiciona como la jugadora de tennis femenino No.2, pasó un total de 309 semanas clasificada como la mujer No.1 durante su carrera y tuvo una excelente racha de 183 semanas antes de caer contra Angelique Kerber en septiembre. Williams, con un N-Score de 80, tiene más de una docena de acuerdos de patrocinio con marcas como Nike, Chase Bank, Gatorade, Delta Air Lines y Beats by Dre.

 Otra joya en la corona: Lebron James

Lebron James es considerado como uno de los basquetbolistas con mayor carisma y preferido por los fans lo que lo posicionó en uno de los lugares más importantes del ranking de Nielsen.

LeBron James llevó a Cleveland su primer campeonato de la NBA en 2016 ya que los Cavaliers hicieron una reaparición espectacular en las finales contra el Golden State Warriors. En diciembre Sports Illustrated nombró a James como el personaje deportivo del año. Él (@KingJames), con un N-Score de 76, es el segundo atleta del mundo más seguido en Twitter, después de la sensación global del fútbol, Cristiano Ronaldo (@Cristiano). James es una de las caras principales de Nike, un acuerdo de patrocinio que se remonta a cuando él tenía sólo 18 años. James también tiene acuerdos publicitarios con McDonald’s, Coca-Cola, Samsung, Kia y Beats by Dre.

Afinidad con los fans

La manera en que un atleta encaja con una marca es crítica para poder ser un embajador de marca efectivo. El módulo de afinidad con los fans del N-Score de Nielsen mide qué tan bien encaja la base de fans construida por una celebridad con comportamientos específicos por parte de los consumidores, con marcas preferidas y con características de estilo de vida. En el 2016, los fans de LeBron James tuvieron mayor probabilidad de rentar un nuevo auto que los fans de Serena Williams. Sus fans fueron más propensos a comprar un modelo usado o nuevo.  Los proyectos de mejoras del hogar fueron muy populares entre los fans de Peyton Manning, por lo que él podría llegar a vender herramientas en un futuro próximo. Y los fans de Simone Biles están pensando en la futura educación de sus hijos, ya que invierten en planes de ahorros universitarios.

Comentarios